Home‎ > ‎Noticias‎ > ‎

Miguel Ángel Mancera condiciona entrada de Cruzada contra el Hambre al DF

publicado a la‎(s)‎ 17 abr. 2013 15:19 por México DF   [ actualizado el 17 abr. 2013 15:20 ]

El Jefe de Gobierno capitalino, Miguel Ángel Mancera, condicionó la entrada al DF de la Cruzada contra el Hambre, del Gobierno federal, a la firma de un convenio de acciones específicas, con previo acuerdo con los cuatro Jefes Delegacionales involucrados.

"La Cruzada contra el Hambre en el Distrito Federal no comienza hasta que no tengamos firmado un convenio", dijo Mancera al revelar que en la víspera ya celebró un primer encuentro con la Secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles, en las oficinas del Antiguo Palacio del Ayuntamiento.

Explicó que ya acordó una nueva reunión para el próximo lunes, en la que estarán presentes los delegados de Iztapalapa, Jesús Valencia; de Álvaro Obregón, Leonel Luna; de Gustavo A. Madero, Nora Arias, y de Tlalpan, Maricela Contreras.

Esta mañana Mancera se reunió con estos cuatro delegados para informarles el acuerdo con Robles.

"Ellos (los delegados) están de acuerdo en tener la reunión el próximo lunes y prepararan sus propuestas para presentarlas", dijo.

El Jefe de Gobierno señaló que por ahora la Secretaría que encabeza Robles sólo se mantendrá en una acción informativa, pero sin aplicar el programa en el DF.

Hasta ahora, la Cruzada contra el Hambre está planteada para estas delegaciones donde gobiernan militantes del PRD integrantes de las más duras corrientes opositoras al Gobierno federal, como el caso de Maricela Contreras y Leonel Luna, de la expresión Izquierda Democrática Nacional que comanda René Bejarano.

Así como Jesús Valencia, del grupo político de Marcelo Ebrard; y Nora Arias, cercana al equipo que domina la delegación donde gobierna, con el diputado Víctor Hugo Lobo a la cabeza.

"En la reunión se escuchará la voz de las Jefas y Jefes Delegacionales, serán ellos los que propongan qué acciones y qué programas son los que requieren sus diferentes espacios o territorio", advirtió Mancera.

"Tiene que haber un consenso, también quedamos en ese acuerdo y una vez que se haya tenido esa reunión trabajaremos la firma de un convenio. Hasta que esté suscrito ese convenio, hasta que todos estemos en ese consenso podremos tener ya una operación propiamente de este tema".

Asimismo, el Jefe de Gobierno dijo que él estará al lado de los delegados para construir el convenio.

"(La firma) seguramente será después, primero se tendrá que plantear lo que ellos quieren y estoy en la idea de que la federación tendrá que analizar las propuestas para luego firmar", comentó.

Mientras tanto, el Delegado en Álvaro Obregón, Leonel Luna, coincidió en que la aplicación en la Ciudad de la Cruzada contra el Hambre se debe analizar en una mesa conformada por los gobiernos Federal, del DF y las administraciones delegacionales.

"No sería un programa eficaz si nos enmarcamos en la entrega de apoyos de carácter social. Lo más importante es atacar de manera conjunta la problemática que viven las delegaciones. De otra manera, estaríamos viendo un programa básicamente electorero", expresó Luna.

"Durante muchos años hemos insistido en la necesidad de recursos para atender diferentes problemáticas en materia de protección civil, como saneamiento de las barrancas o canalización de aguas negras", dijo, "sin que se tomara en cuenta esta solicitud, de pronto vemos que se genera una estrategia que pudiéramos pensar tiene más fines electorales que atender las necesidades de la población".

Por Manuel Durán, Periódico Reforma, 18 de Abril del 2013

Comments